DIF Municipal y SIPINNA extiende atención a miles de infantes y jóvenes

Martes, Dic 26 2017 | Hace 2 años

A través del trabajo en conjunto de DIF Municipal y el Sistema de Protección Integral de los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes (SIPINNA), con dinámicas interactivas en escuelas de nivel básico hemos logrado extender y eficientar la atención a miles de infantes y jóvenes en lo referente a la promoción y defensoría de sus derechos y deberes como ciudadanos, agregó Ana Beatriz González Carranza, titular de la asistencia social en el municipio, detalló tras el trabajo realizado entre ambos sistemas.

Informó que la estrategia implementada por DIF Municipal y SIPINNA en el tema ya mencionado opera en cuatro líneas específicas, donde la primera se enfoca en ofrecer a niños y jóvenes la información necesaria para conocer sus derechos y deberes como ciudadanos; en una segunda, se aplican dinámicas interactivas para la comprensión clara de cada una de estas.

Dentro de la tercera línea se pretende motivar a los menores para ser promotores de cada derecho y deber, concientizando a sus compañeros y amigos de la importancia de conocer esta información y ponerla en práctica; en la cuarta y última línea, se da a conocer a cada menor cuáles son las instituciones gubernamentales que trabajan en favor de su desarrollo social y humano, en específico en estos renglones.

González Carranza dijo que gracias a estas nuevas dinámicas se ha logrado que más niños y niñas conozcan y comprendan el significado de cada derecho, el cual siempre va ligado a un deber como tal, y que tanto padres, madres de familia y docentes han aceptado y apoyado este nuevo esquema de promoción y difusión, sumándose a las dinámicas impartidas en las escuelas visitadas.

Expresó además que DIF Municipal y SIPINNA se han enfocado en reforzar 20 derechos fundamentales, en el que resalta el derecho a tener una vida libre de violencia y el derecho a que su opinión sea respetada y tomada en cuenta, a los cuales se suman de igual forma 20 deberes, destacando el deber de esforzarse en sus estudios, respetar a sus mayores y contribuir a los quehaceres domésticos en la medida su posibilidad física y cognoscitiva, entre otros.

Por último, Ana Beatriz exhorta a la ciudadanía en general a pregonar esta información, la cual debe formar parte de nuestra cultura como miembros de una familia y de una sociedad, pues aseguró que de los adultos depende la adecuada formación en cuanto al comportamiento de nuestros hijos e hijas, ya que esto marcará su desarrollo social óptimo y definirá como una persona de provecho.